El kiwi como alternativa al tabaco, la historia de éxito del losareño Chema Martín

jose maria martin berrocoso

En 1992 José María Martín Berrocoso plantó sus primeros kiwis como alternativa al cultivo de tabaco. Ahora, veintiocho años después, este emprendedor losareño, pionero en España, produce 50 toneladas de kiwi verde y 8 toneladas de mini kiwis (Nergi). Da trabajo a 23 personas y dispone de 1,5 hectáreas de una nueva variedad, el kiwi amarillo (Soreli), que aún no han dado producción. La suya es una historia de éxito y de innovación a nivel nacional pero, curiosamente, todos sus kiwis se venden a una cooperativa francesa.

Basta con poner “mini kiwis” en el buscador de Google para encontrar el nombre de José María Martín, un agricultor verato pionero en España en el cultivo de este exótico fruto, originario del Himalaya, que se come con piel. Sí, las primeras fincas españolas en producir mini kiwis son de La Vera, una es la de José María (Chema) y la otra de Emilio de la Calle en el Guijo. No obstante, y según nos ha contado Chema, que hay otro agricultor en Villanueva que se ha unido al club.

Como es temporada de mini kiwis, Chema organizó el pasado fin de semana dos jornadas de recogida libre de fruta en su finca de El Robledo, en Losar de La Vera. A la cita acudieron numerosas personas de los pueblos de alrededor. En palabras de Chema la iniciativa ha “sobrepasado todas las expectativas”. Allí estuvimos el sábado y mientras recogíamos los baby kiwis, José María nos fue contando algunos detalles de esta fruta asiática.

“El kiwi procede de China, de las regiones con clima monzónico. No es árbol, no es arbusto, es una planta trepadora. En la montaña crece en suelo boscoso y usando el tronco de los árboles para llega a la copa boscosa, ahí florece y vegeta. Aquí, en La Vera, para cultivarlos lo que usamos son postes de madera o de hormigón o de hierro, cable y alambre. Las plantas trepadoras no se sustentan en su propio tronco. Durante el verano y la primavera hay mucho trabajo de poda. Otras tareas son quitar los frutos malos o las flores triples. Este cultivo necesita mucha agua, se riega todos los días, por eso tiene una hoja tan grande y un sistema radicular muy superficial y extenso. Solo dan fruto las plantas hembra pero necesitan estar próximas a la planta macho, generalmente hay un macho por cada ocho hembras. El suelo está de pradera, no se ha movido desde hace 14 años. Trituro las ramas en invierno y la hierba en verano. Esta debe ser de las pocas parcelas agrícolas cuyos suelo está mejorando: hay lombrices, ratoncillos, bichos de todas de todas clases. Hay vida”.

La aventura agrícola de Chema realmente comienza en 1991 cuando decidió acogerse a una línea de ayudas para incorporarse a la empresa agraria y continuar con la finca de la familia. Además de plantar tabaco, el joven Martín quiso hacer algo diferente y se interesó por los kiwis, una fruta extraña que en aquellos años ya se cultivaban en Jaraíz y Madrigal. Visitó las explotaciones, le dieron plantas, se compró libros y comenzó a cultivar de forma experimental.

Además de labrador, José María estudió Informática y aprobó unas oposiciones que le llevaron a ser funcionario de la Consejería de Agricultura en Plasencia. Durante muchos años alternó su trabajo de oficina con su trabajo en el campo, pero lo que realmente le motivaba era el kiwi. Así, en 2007 solicitó la ayuda al tabaco para poner en marcha una nueva plantación, una variedad temprana de kiwi verde llamada Summer. La primera producción llegó a los cuatro años. Durante ese tiempo viajó por España, Francia, Italia y Portugal. Visitó explotaciones, conoció expertos y aprendió. Pero hay un sitio al que acudió con más frecuencia: la sociedad cooperativa francesa Scaap Kiwifruits (en Aquitania).

Tuve que ir hasta en tres ocasiones para conseguir hacerme socio de la cooperativa Scaap. Por tanto, todo lo que produzco se transporta hasta Labatut, donde está la sede. Lo más probable es que mis kiwis se vendan en España pero a través de Francia. Estoy muy satisfecho con ellos, nos proporcionan soporte técnico y un trato excelente a los cooperativistas”.

Chema dejó su trabajo de funcionario y desde 2010 solo se dedica al kiwi. En 2012 plantó los mini kiwis y hace dos el kiwi amarillo (Soreli).

Tengo 2,5 ha. de kiwi verde con una producción total de aproximada de 50 toneladas, de Nergi o minikiwis tengo 0,6 hectáreas con una producción de 8 toneladas y de kiwi amarillo (Soreli) tengo 1,5 hectáreas, aunque aún no han producido yo espero unas 45 toneladas. Doy trabajo fijo a una persona y trabajo temporal a 22: 4 en la poda de invierno y 18 en la cosecha. Con 3,1 ha. consigues la rentabilidad suficiente para vivir y seguir invirtiendo con recursos propios”.

Y además de todo lo demás, José María asesora a los agricultores que quieran iniciarse en su aventura, la del kiwi.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Flovit.co Identidad Digital .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios dinahosting.com.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en el Aviso Legal.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.